Más allá de la regla de los tercios: 30 técnicas creativas de composición

Lleva tu fotografía al siguiente nivel con estas 30 técnicas creativas de composición. Descubre nuevas formas de encuadrar tus tomas, jugar con la perspectiva, utilizar el color y el contraste, y mucho más. Tanto si eres principiante como un profesional experimentado, esta completa guía te ayudará a elevar tus habilidades fotográficas y a crear fotografías más dinámicas y atractivas.

toma aérea de escaleras de caracol de hormigón blanco y marrón con plantas verdes en el centro a escala e1714424127834

La composición fotográfica es la forma en que un fotógrafo decide intencionadamente cómo disponer los elementos visuales en el encuadre de su foto. Puede parecer sencillo, pero la composición de una imagen puede influir en aspectos como el tono y el estado de ánimo, contribuir a la narrativa de la historia y, en última instancia, ayudar al espectador a decidir si se siente atraído por una imagen o no. Puede ser lo que haga que una fotógrafo de bueno a grande.

Puede que tengas ante ti una escena preciosa, o una modelo impresionante para un retrato, pero si no compones tu encuadre de forma significativa, no harás justicia a tu escena, y tu espectador -lo sepa conscientemente o no- no se sentirá tan atraído por tu foto. Sea cual sea el género en el que te especialices, paisaje o fotografía callejera, incluso retrato, la composición siempre entra en juego a la hora de hacer una gran foto.

En este artículo compartiremos algunas ideas sobre la composición. Líneas principales, simetría y patrones, profundidad y perspectiva, contraste y color, incluso técnicas poco convencionales: hay muchas formas de incorporar la composición más allá de una de las reglas compositivas más probadas y verdaderas: la regla de los tercios. Y oye, ¿por qué no definimos ahora qué es eso?

La regla de los tercios es un clásico (si no el clásica) regla de composición en fotografía. Esta regla divide el encuadre de la imagen en 9 segmentos, compuestos por una cuadrícula de 3×3. Normalmente, un fotógrafo colocará el sujeto o el elemento clave en una intersección de la cuadrícula, dejando el resto de la toma (los dos tercios restantes) más abiertos. Esto crea interés visual y una especie de equilibrio en el encuadre. Ahora bien, no estamos diciendo que no utilices la regla de los tercios, ¡sigue siendo una técnica de composición fotográfica importante! Sólo decimos que hay muchas más formas de crear una composición atractiva en tu fotografía.

Así que sigue leyendo y ¡toma nota!

andén de tren al atardecer con zonas de sombra y luz que crean fuertes líneas principales

Líneas maestras

Las líneas de dirección son una técnica de composición que incorpora líneas dentro del encuadre para atraer al espectador hacia algo. Puede tratarse de elementos como carreteras y marcas viales, ríos, incluso puertas y sombras: cualquier cosa que dirija al espectador hacia algo dentro del encuadre. Las líneas de dirección empiezan y van a alguna parte, y pueden transmitir una sensación de movimiento, incluso alargando o acortando la distancia.

Líneas diagonales

Las líneas diagonales son un tipo de línea principal que puede crear sensación de movimiento. Como elemento de composición, las líneas diagonales son especialmente útiles cuando se trata de una profundidad de campo profunda, ya que pueden acentuar la distancia y hacer que los ojos del espectador vayan y vengan del primer plano al fondo.

Líneas horizontales

Las líneas horizontales son líneas de dirección que suelen aparecer en la fotografía de paisajes o naturaleza. Como la línea se extiende por toda la imagen, son especialmente útiles cuando se fotografía con un objetivo gran angular.

Líneas verticales

Las líneas verticales son un tipo de línea principal que puede resultar dramática y poderosa. La línea o líneas atraen al espectador hacia arriba o hacia abajo por el marco de la foto y pueden transmitir jerarquía dentro de tu foto. Esta técnica de composición es popular en la fotografía de calle y de moda.

Líneas curvas

Las líneas curvas en la composición fotográfica permiten que el espectador vaya más despacio, incluso sugieren dentro de la foto un paso del tiempo, porque el espectador tarda más en llegar desde el principio hasta el final de la línea. 

Líneas en forma de S 

Las líneas en forma de S, también conocidas como "líneas de belleza", son líneas curvas con forma de S que discurren horizontalmente. Estas líneas se utilizan habitualmente en la fotografía de paisajes, ya sea una masa de agua o una carretera sinuosa. Dan profundidad y dimensión a la escena y, al igual que las líneas curvas, también pueden ralentizar la imagen.

Líneas en zigzag 

Más allá de las tradicionales horizontal y vertical, las líneas en zigzag en fotografía pueden añadir una sensación más dinámica de movimiento, incluso de tensión. Lo creas o no, la forma de triángulo o Z también es un flujo natural para el ojo humano, ya que tu espectador probablemente lea de izquierda a derecha, hacia delante y hacia atrás, y hacia abajo en una página.

Líneas convergentes 

Las líneas convergentes en el marco de tu foto significan que las líneas aparecen como si se estuvieran fusionando. Para este truco de composición, lo mejor es colocar el sujeto de tu imagen en el centro de estas líneas. Las líneas convergentes son eficaces para atraer la mirada hacia el punto de convergencia.

simetría arquitectónica y repetición de formas de arco apuntado

Simetría y patrones

Las imágenes agradables a la vista pueden ser una buena forma de componer una fotografía. Esto puede ocurrir de forma natural cuando incorporas patrones o simetría en el marco de tu foto. Hay muchas formas de hacerlo, ¡así que sigue leyendo!

Equilibrio simétrico

En una imagen compuesta simétricamente, una mitad de la imagen es idéntica o casi idéntica a la otra, y el peso de los elementos visuales se distribuye por igual a ambos lados. Para tu información, el equilibrio en una foto no siempre tiene que ser simétrico. El equilibrio asimétrico es aquel en el que distintos elementos visuales de peso desigual, a menudo a ambos lados del encuadre, consiguen una sensación de equilibrio en una imagen.

Equilibrio radial

El equilibrio radial es un tipo de equilibrio simétrico de aspecto circular. Los elementos visuales se extienden hacia fuera desde un punto central, de forma similar a un caleidoscopio o a las semillas de un diente de león. Los diseños con equilibrio radial suelen ser circulares, y hay muchas formas y elementos que se dan de forma natural en nuestro mundo que pueden servirnos de inspiración inicial, como el ojo humano.

Patrones repetitivos

Otra forma de simetría y patrón, los patrones repetitivos pueden actuar como elemento de composición para tu foto. Piensa en una escalera tomada de frente. ¿Qué hace que ese elemento sea visualmente más interesante? Probablemente la repetición. Ahora piensa en otros patrones repetitivos que puedas encontrar en tu entorno o construir tú mismo para crear una foto a partir de ellos.

Utilizar formas

Hay cuatro formas que pueden ser útiles para la composición fotográfica. Los círculos (por ejemplo, los túneles) son los más comunes y provocan una especie de armonía. Los cuadrados y rectángulos (por ejemplo, las puertas) representan el orden. Los triángulos pueden crear una sensación de dramatismo, dinamismo y movimiento. Los triángulos son más difíciles de encontrar, aunque muchos fotógrafos buscan "triángulos implícitos", es decir, diagonales que se unen en un punto central.

Texturas

La textura puede añadir interés visual a tu foto. A veces puede parecer que hay infinitas opciones e ideas para la composición, así que con esta idea compositiva, empieza a pensar en la textura de un elemento y en cómo podría complementarse o yuxtaponerse a otros elementos.

Reflexiones

Incorporar reflejos en tu foto añade una escena totalmente distinta: ¡el reflejo! Los reflejos pueden ser una gran simetría horizontal, pero con estos nuevos trucos de composición que estás aprendiendo, piensa en otras formas de componer un reflejo. Quizá haya ondas interesantes en el agua que puedas utilizar como textura. ¿Estás haciendo un retrato? Considera la posibilidad de incorporar un espejo a tu toma y piensa en cómo componer esa nueva área de información visual.

panorama de un paisaje urbano nocturno reflejado en el agua

Encuadrar y recortar

El encuadre y el recorte pueden tener un gran efecto en tu composición. Al encuadrar la foto antes de hacerla, estás tomando decisiones sobre la composición dentro de los límites del encuadre. Al encuadrar la foto después de hacerla, mediante acciones como el recorte, estás ajustando la foto a una zona del encuadre que, por ejemplo, puede tener elementos compositivos más fuertes. 

Intenta encuadrar tu foto ante todo, luego al menos con el recorte, tienes un Plan B o a prueba de fallos para poder ajustar tu imagen después de la captura para ajustarla a algo compositivamente más atractivo.

Estructura arquitectónica

La arquitectura es un excelente vehículo para encuadrar una foto. Elementos de diseño como arcos, ventanas y puertas crean aberturas que pueden ser el centro de tu composición y quedar literalmente enmarcadas dentro de tu encuadre. En fotografía de composición nos referimos a ellos como "un marco dentro de otro marco".

Cuadrado Format

Utilizar un encuadre cuadrado puede ser beneficioso para componer tus imágenes si trabajas con mucho espacio negativo, buscas simplificar la toma o cuando fotografías elementos que tienen formas geométricas fuertes. Otras formas en que el encuadre cuadrado funciona bien es en la fotografía en blanco y negro, y cuando disparas de frente con una composición central. Las fotos simétricas o con elementos reflectantes también pueden funcionar bien en formatos cuadrados. Último dato a compartir: el ojo humano tiende a moverse en círculo alrededor de un encuadre cuadrado (por supuesto, todo depende de cómo compongas la toma), así que tenlo en cuenta.

Panorámica Format

Si tu escena abarca más que un encuadre o una relación de aspecto típicos, puedes plantearte utilizar un formato panorámico. Este tipo de foto gran angular tiene una anchura de 2:1 o más (4:1 o 10:1, por ejemplo). Un paisaje natural o urbano en expansión son buenos ejemplos de cuándo una composición panorámica puede ser una opción adecuada. Hay muchas formas de hacer fotos panorámicas, así que si te intriga, ¡empieza a investigar y a experimentar!

Proporción áurea

La Proporción Áurea es una regla compositiva estándar en fotografía. No entraremos en su historia ni en sus matemáticas; para nosotros, lo importante es comprender que crea equilibrio en una imagen. La proporción aparece en nuestro entorno natural (por ejemplo, las plantas, el cielo nocturno, los patrones climáticos), por lo que es naturalmente atractiva para nuestra cognición. Algunos la consideran la versión natural de la regla de los tercios. Prueba a utilizar la espiral (o Rejilla Phi o Espiral de Fibonacci en algunos programas y aplicaciones) en tu postproducción. Experimenta recortando tu imagen, centrando el punto focal en el centro de la espiral.

edificio blanco y gris fotografiado con objetivo basculante, árboles de hojas amarillas en primer plano

Profundidad y perspectiva

La profundidad y la perspectiva pueden ser una poderosa técnica fotográfica de composición. Aportan dimensión a tu fotografía bidimensional creando una sensación de profundidad o definiendo mejor la relación espacial entre los elementos. Aprovechando sus poderes, puedes hacer que tu imagen cobre aún más vida. La profundidad y la perspectiva tienen el poder de captar o sesgar la escala de los objetos y enfocar determinados elementos. Hay muchas formas de utilizar la profundidad y la perspectiva para crear una toma más atractiva, así que sigue leyendo.

Interés de primer plano

Incorporar un elemento a tu fotografía cerca del primer plano es una forma de añadir interés visual y una sensación diferente de profundidad a tu toma. Piensa en los elementos del encuadre de tu foto. Si alejas el zoom, ¿hay elementos que podrían añadir algo a tu historia? Enfocados o no, los elementos del primer plano pueden añadir algo diferente a tu fotografía.

Perspectiva lineal

Hay mucho solapamiento entre la perspectiva lineal y las líneas de dirección. Ambas son ejemplos de cómo podemos guiar al ojo en la composición fotográfica. La perspectiva lineal ayuda a mostrar la profundidad de una escena en tu encuadre utilizando líneas paralelas y un punto de fuga. Existen varios tipos de perspectiva lineal -una perspectiva de uno, dos y tres puntos-, así que asegúrate de estudiar y experimentar con las tres cuando puedas.

Perspectiva forzada

La perspectiva forzada es una técnica de composición que utiliza la ilusión óptica para hacer que los objetos o elementos del encuadre de tu foto parezcan más cercanos o más lejanos, más pequeños o más grandes. Puede que hayas visto que la luna parece más grande cuando un objeto en primer plano aparece en la línea del horizonte, como un edificio, o que la mano de alguien en primer plano parece pellizcar o coger un objeto extremadamente grande en segundo plano. Este es un ejemplo de perspectiva forzada. Puede cambiar realmente la forma en que los espectadores perciben los elementos de tu toma y puede crear muchas vías diferentes para componer fotografías.

Profundidad de campo

La profundidad de campo es otra forma de (lo has adivinado) añadir profundidad a una imagen. Elegir una profundidad de campo poco profunda, en su caso, difumina el fondo (o el primer plano). La profundidad de campo es una elección que haces sobre qué destacar en una imagen. Por ejemplo, una profundidad de campo reducida es ideal para un retrato, ya que enfoca al sujeto y resalta la dimensión entre el sujeto y el fondo.

Fotografía Tilt-Shift

Utilizada habitualmente en fotografía arquitectónica, de paisajes, retratos, productos e incluso miniaturas, la fotografía con desplazamiento de inclinación puede producir efectos creativos de profundidad de campo. Aunque requiere el uso de objetivos especializados, la perspectiva con desplazamiento de inclinación es otra técnica de composición que puedes probar si te interesa la idea de jugar con la profundidad de campo, o si tu toma se presta especialmente bien a ello.

Vista de pájaro

La vista de pájaro es otra elección compositiva basada en el entorno y el ambiente que quieras dar a tu fotografía. Una vista de pájaro, también llamada toma aérea o aérea, es un ángulo interesante que das a tu espectador, provocando en muchos casos una sensación de vigilancia.

Vista de gusano

Una vista de gusano, a veces denominada fotografía de ángulo bajo, es lo contrario de una vista de pájaro. De este modo, estás componiendo una vista del mundo desde abajo hacia arriba, lo que permite al espectador ver una perspectiva diferente de una escena. Este punto de vista puede transmitir una sensación infantil de asombro o incluso un sentimiento de inferioridad: todo depende de cómo y qué decidas fotografiar.

escalera marfil rodeada de paredes naranja intenso

Contraste y color

Quizá te preguntes qué tienen que ver el contraste y el color con la composición, pero la teoría del color puede influir mucho en el éxito de tu composición. Los colores y los tonos tienen diferentes valores y pesos visuales, pueden utilizarse para resaltar o enfatizar determinados elementos de tu foto, e incluso para cambiar el estado de ánimo de una imagen. Así que echa un vistazo a todas las formas en que puedes trabajar el color y el contraste en tus composiciones para obtener ventajas.

Contraste de color

Es probable que ya veas el color de un modo astuto, como ya lo hacen muchos otros artistas y diseñadores, a través de tus propias habilidades naturales. Conocer la rueda cromática y cómo interactúan entre sí los distintos colores y tonos es una forma estupenda de potenciar tus habilidades artísticas. Tanto si se trata de colores que contrastan con fondos neutros, como de utilizar colores complementarios para crear contraste, ampliar tus conocimientos sobre el color sólo te ayudará a potenciar tu juego de composición.

Iluminación de alta potencia

La iluminación de clave alta puede ayudar a la fuerza de tu composición en la postproducción, al afinar tus valores tonales y ajustar el brillo y la exposición, puedes ayudar a equilibrar tu foto. También puede ayudar a simplificar tu foto y a ahogar parte del desorden visual para que el espectador pueda centrarse en lo importante.

Iluminación de baja intensidad

Al reducir la luz en las fotografías de clave baja, los elementos de tus fotografías pueden contrastar notablemente entre sí, un sujeto iluminado emparejado con tonos oscuros y sombras. Ten en cuenta que necesitarás suficiente contraste para ver realmente la composición (dependiendo de tu intención). Piensa en otras ideas de composición para combinar con fotografías de tonos bajos. ¿Quieres dramatismo para un retrato? Tal vez un retrato de formato cuadrado con composición central combine bien con la clave baja.

Fotografía en blanco y negro

La fotografía en blanco y negro elimina gran parte de la información visual de una fotografía, es decir, el color. De este modo, dependes especialmente de la composición para que tu foto sea magnífica. El blanco, el negro y los tonos intermedios tienen un peso visual diferente, así que, cuando intentes utilizar esta técnica de composición, tendrás que jugar con el equilibrio de los elementos de la imagen: ¡será muy diferente que si fuera en color!

Color Selectivo

El color selectivo es una elección que hace un fotógrafo en el postprocesado, en la que se añaden uno o dos colores selectos a una foto en blanco y negro. Esto aporta una nueva dimensión a una foto en blanco y negro, por lo que la elección del color, el elemento a colorear y su colocación en el encuadre afectan a la foto. Esta técnica de composición puede derivar fácilmente hacia el cliché, por lo que deberás tener cuidado al intentarlo y ser realmente intencionado.

Bloqueo de colores

El bloqueo de colores es precisamente eso: bloquear colores juntos, tanto si es en el estudio como si puedes tomar decisiones sobre qué fotografiar en un entorno manufacturado o natural. ¿Estás en el estudio y tienes que tomar algunas decisiones sobre qué colores utilizar, ya sea en el estilismo de la fotografía de alimentos, productos, moda o retratos? Considera la posibilidad de utilizar colores complementarios, o la regla de los tres colores: elegir un color primario y otros dos complementarios para tu escena.

parte superior de un moderno edificio blanco con luces de apliques amarillas contra un cielo azul pálido

Técnicas no convencionales

¿Sigues buscando más técnicas de composición fotográfica? Sumerjámonos en algunas técnicas poco convencionales que van más allá de la regla de los tercios. Algunas de estas técnicas pueden considerarse más "artísticas" o pueden dejarte con más preguntas que respuestas, pero piensa en ampliar tus horizontes e incorporar aquí algo que pueda hablarte.

Espacio negativo

El espacio negativo es una técnica de composición fotográfica que crea espacio alrededor del sujeto o de los elementos de la foto. Esto crea simplicidad y respiro para tu sujeto y el espectador. Utilizar el espacio negativo probablemente se preste a utilizar otras reglas compositivas en combinación, para enmarcar el elemento que estás enfocando dentro del marco de la foto, como la regla de los tercios, el equilibrio natural, etc.

Ángulos extremos

Los ángulos extremos son cualquier cosa que se salga de la norma de cómo solemos ver los elementos u objetos: son contradicciones de la perspectiva. Aunque podrían considerarse ojo de pájaro y ángulo bajo, una técnica como el ojo de pez puede asociarse más estrechamente con un ángulo extremo. Investiga tomas de los años 90 y pruébalo, es especialmente divertido utilizar sujetos humanos con esta técnica.

Doble exposición

La doble exposición puede ser una técnica divertida e impresionante de producir. Pero es algo más que la habilidad de crear la imagen. Es componer tus dos fotos de modo que se complementen o yuxtapongan intencionadamente. Es importante hacerlo con cuidado, ya que la nueva imagen puede transmitir un nuevo significado y simbolismo, o puede parecer recargada y confusa y perder la intención de lo que pretendes.

Zoom extremo y recorte

Recortar de cerca (se hace después de hacer la foto) o acercar (se hace mientras fotografías) determinados elementos de tu foto son otras formas de aportar una composición poco convencional a tu marco fotográfico. Al acercarte a una zona de tu foto o escena, estás aumentando la intimidad entre el sujeto y el espectador, lo que puede cambiar la forma en que se ve tu foto.

Jugar con concentración

Pasamos mucho tiempo enfocando nuestras fotos, ¿no sería liberador jugar con imágenes desenfocadas? Si esto te parece visceralmente incorrecto, piénsalo un segundo: desenfocar una imagen puede cambiar el estado de ánimo de una toma, despertar más curiosidad en el espectador, incluso pedirle que utilice su propia imaginación para sacar sus propias conclusiones de la escena.

¡Ahí lo tienes! Esperamos que nuestra serie de consejos e ideas para componer tus fotos más allá de la regla de los tercios te haya sido útil. Recuerda, la composición de tu imagen tiene un enorme impacto en el éxito de tu foto. Tu fotografía alcanzará nuevas cotas si exploras una serie de técnicas creativas de composición, desde mostrar tu destreza técnica y tu capacidad artística hasta comprender cómo la composición atrae realmente a los espectadores.

Hemos repasado varias formas de crear líneas principales, las muchas maneras en que la simetría y los patrones pueden influir en la composición y cómo jugar con la profundidad y la perspectiva. También hemos visto cómo incluso el contraste y el color pueden influir en la composición. Por último, hemos examinado algunas técnicas poco convencionales para ponerlas a prueba.

Estamos seguros de que tú también tendrás las tuyas, pero te animamos a que salgas y explores estas nuevas ideas. Puede que incluso encuentres buenas combinaciones de dos o más técnicas que funcionen para determinadas sesiones. Aporta intención a tus fotografía mediante una composición cuidadosa, esperamos que te aporte nueva inspiración, más sesiones y clientes de éxito, más trabajo... el cielo es el límite.

A4 1 4

Guía para mejorar sus habilidades fotográficas

Mejora tu fotografía con nuestra guía gratuita de recursos. Obtén acceso exclusivo a consejos, trucos y herramientas para perfeccionar tu oficio, crear tu portafolio online y hacer crecer tu negocio.

Nombre(Obligatorio)
Suscríbase al boletín Etiqueta de campo
Este campo tiene fines de validación y no debe modificarse.
es_ESES