Fotografiar el turismo nuclear en los emplazamientos de misiles de Estados Unidos

Adam Reynolds documenta los emplazamientos subterráneos donde se exponen los misiles nucleares de la época de la Guerra Fría.

adam_reynolds_guerra_fría_2

Encontrarse cara a cara con un misil nuclear puede no ser la idea de diversión vacacional de la mayoría de la gente, pero existen exactamente dos lugares turísticos en Estados Unidos dedicados a esta oportunidad. El fotógrafo Adam Reynolds recorrió el Sitio Histórico Nacional del Misil Minuteman, en Dakota del Sur, y el Museo del Misil Titán de Arizona, para registrar en una serie fotográfica el extraño atractivo de los artefactos nucleares de la época de la Guerra Fría.

Estos dos lugares turísticos, explica Reynolds en su declaración artística, "son los únicos emplazamientos de misiles balísticos intercontinentales que quedan en Estados Unidos que no sólo permiten a los visitantes entrar en el centro de control de lanzamiento subterráneo, sino también encontrarse cara a cara con un misil balístico intercontinental (que no funciona)". Cuando la Guerra Fría estaba en su apogeo, escribe Reynolds, "Estados Unidos desplegó miles de misiles balísticos intercontinentales en una red de complejos subterráneos por todo el paisaje estadounidense. Estas armas nucleares constituían una parte de la vasta fuerza disuasoria de Estados Unidos mientras se enfrentaba a su rival ideológico, la Unión Soviética, hasta su colapso en 1992."

Las imágenes de Reynold de estos emplazamientos de misiles desaparecidos resultan inquietantes sobre todo por su banalidad, ya que muestran oficinas y literas, paneles de control y centros de lanzamiento, taquillas y salas de descanso. La serie fotográfica se titula No hay zona solitaria, una referencia al sistema obligatorio de compañeros de dos personas vigente en los emplazamientos de misiles balísticos intercontinentales. "Esto se aplicaba tanto a los oficiales de servicio en alerta las 24 horas del día en el centro de control de lanzamiento como a los equipos de trabajo encargados del mantenimiento de los misiles", escribe Reynolds. "La política pretendía ser una precaución de seguridad y una salvaguarda contra posibles sabotajes". Las imágenes de Reynolds, sin embargo, están llamativamente desprovistas de gente, ya que fotografió los museos en visitas guiadas privadas. Aparte de su vacío y de la evidente antigüedad de la tecnología de los misiles, la cuidadosa conservación de estos espacios históricos hace que parezcan prácticamente nuevos.

De hecho, el Museo del Misil Titán comercializa su gira como una especie de recreación histórica, anunciando en su página web la posibilidad de "viajar en el tiempo para situarse en la primera línea de la Guerra Fría". En Dakota del Sur, el Sitio Histórico Nacional del Misil Minuteman conserva de forma similar un antiguo campo de misiles que estuvo operativo "24 horas al día, siete días a la semana, durante 365 días al año, durante treinta años", como explica la página web del museo, y añade: "Mientras tanto, los terratenientes locales y los miembros de las pequeñas poblaciones del centro y el norte de las Grandes Llanuras convivían literalmente con las armas nucleares." Estos dos lugares forman parte de una tendencia turística más amplia, sugiere Reynolds. "Con gran parte del arsenal nuclear estadounidense de la época de la Guerra Fría desactivado y desmantelado en la actualidad, existe un número creciente de antiguos emplazamientos de misiles cuya misión es preservar la historia y la memoria de la época".

¿Por qué un periodo tan tenso de la historia estadounidense inspira tanta reminiscencia? "Creo que hay cierta nostalgia por la Guerra Fría", explica Reynolds a Format Magazine por correo electrónico. "Se puede interpretar ese atractivo como una celebración de las proezas militares de Estados Unidos, o como un cuento con moraleja sobre el apocalipsis". Reynolds dice que la obra surgió de otro proyecto fotográfico, Arquitectura de una amenaza existencial, que examinó los refugios antiaéreos en Israel y los Territorios Ocupados. Ninguna zona solitaria es una continuación de la exploración de Reynolds de la infraestructura del conflicto político.

Puede resultar tentador pensar en los emplazamientos de misiles ICBM como reliquias de un pasado lejano, especialmente para los visitantes más jóvenes que no vivieron la Guerra Fría. "En cierto modo, las armas nucleares y la Guerra Fría eran sinónimos en la mente de la mayoría de la gente", afirma Reynolds. "Con el final de la Guerra Fría, la amenaza que suponían estas armas desapareció rápidamente de nuestra conciencia. Pero dada la trayectoria de la proliferación nuclear desde la Guerra Fría, esa amenaza sigue muy viva". Aunque muestra misiles envejecidos y sin funcionar, Ninguna zona solitaria Sin embargo, funciona como un incómodo recordatorio de que las armas nucleares no desaparecieron todas cuando terminó la Guerra Fría.

Vea más fotografías de Adam Reynolds en su sitio webconstruido utilizando Formato.

adam_reynolds_guerra_fría_1
adam_reynolds_guerra_fría_3
adam_reynolds_guerra_fría_4
adam_reynolds_guerra_fría_5
adam_reynolds_guerra_fría_6
adam_reynolds_guerra_fría_7
adam_reynolds_guerra_fría_8
adam_reynolds_guerra_fría_9
adam_reynolds_guerra_fría_10
adam_reynolds_guerra_fría_11
adam_reynolds_guerra_fría_12
adam_reynolds_guerra_fría_13
adam_reynolds_guerra_fría_14
adam_reynolds_guerra_fría_15
adam_reynolds_guerra_fría_16
adam_reynolds_guerra_fría_17
adam_reynolds_26
adam_reynolds_guerra_fría_18
adam_reynolds_guerra_fría_20
adam_reynolds_guerra_fría_21
adam_reynolds_guerra_fría_22
adam_reynolds_guerra_fría_23
adam_reynolds_guerra_fría_24
adam_reynolds_25

Más series fotográficas que exploran lugares insólitos:
Tangjialing, un pueblo chino destruido por la urbanización
Fotografiando rostros, religión y memoria en San Salvador de Jujuy
Los fantasmas de la fábrica de hilo abandonada de Croacia

A4 1 4

Guía para mejorar sus habilidades fotográficas

Mejora tus habilidades fotográficas con nuestro paquete gratuito para principiantes (*solo en inglés). Accede a consejos exclusivos y herramientas para perfeccionar tu arte y expandir tu negocio.

Nombre
Suscríbase al boletín Etiqueta de campo

Última

es_ESES